sábado, 4 de junio de 2011

Cierra los ojos, ahora imagina que estamos solos, que me muero por qué me beses, que sueño todos los días que lo haces, que me vuelvo idiota cuando me miras y no soy capaz de hablar cuando me preguntas, que no hay nada que me guste más que tus sms inesperados. Imagina que todo esto es cierto.   
¿Me besarías?
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario